Muchos líderes nunca han tenido clara la diferencia entre manipulación y motivación. Utilizan el medio necesario para lograr sus objetivos o cumplir sus metas.

La manipulación puede funcionar a corto plazo, pero la motivación es verdaderamente efectiva.

Estas relaciones se dan en el ámbito laboral, así como en las relaciones de padres e hijos, amigos o de pareja.

Ahora les presento las principales diferencias entre la una y la otra:

1.- La motivación se interesa en la persona y la meta u objetivo. La manipulación solo en el cumplimiento de metas y objetivos.

La motivación ocurre cuando se persuade a otro con interés en el beneficio de la otra persona, aunque el beneficio de la otra persona beneficie nuestras metas u objetivos. En esta, siempre se pondrán primero los intereses de las personas. La manipulación es persuadir a otra persona para nuestro propio interés, aunque nuestro interés afecte a las otras personas.

2.- La motivación es alimentada por amor. La manipulación por orgullo.

La motivación siempre será impulsada por el interés en el beneficio de la otra persona. Se preocupa genuinamente por su bienestar o su desarrollo,. La manipulación es impulsada por la necesidad de tenerla bajo control o beneficiarse de su trabajo, o cambio de conducta.

3.- La motivación empodera a la gente. La manipulación la controla.

La motivación alienta, enfatiza en las habilidades, en las fortalezas, con interés genuino en la persona. La manipulación, aunque pudiera utilizar las mismas palabras, pretende hacerles sentir bien para que tomen energía para lograr el propósito del manipulador.

4.- La motivación valora a la persona. La Manipulación la devalúa.

La motivación tiene fines intrínsecos, diciendo con eso que intenta lograr cambios positivos en el interior de la persona. Desarrolla la auto valoración, el amor propio, se interesa en sus emociones. La manipulación, lejos de valorar a la persona, la mantiene pensando que no podrá sola, que en otra parte no logrará sobresalir, que se le tiene en el puesto haciéndole un favor. Todo esto con el propósito de mantenerle a su servicio.

5.- La motivación es liderazgo positivo. La manipulación es liderazgo corrupto.

La motivación siempre logrará buenos resultados permanentes, un ambiente organizacional positivo, una personalidad organizacional positiva que atraerá a muchos a ser parte de la misma. La manipulación modelará la traición, el interés personal, el egoísmo, las fricciones y un ambiente negativo. En esta organización permanecerán aquellos que están dispuestos a dañar o traicionar a cualquiera con tal de lograr sus objetivos.

6.-  La motivación promueve la lealtad. La manipulación promueve el resentimiento.

La motivación logrará que las personas sean conscientes de que el líder busca ayudarles, su bienestar presente y futuro, su desarrollo personal presente y futuro. La manipulación promueve el resentimiento, ya que las personas están conscientes de que están siendo utilizadas, que no hay interés en ellos, sino en los resultados de la empresa. Que se está dispuestos a sacrificarlos antes de sacrificar cualquier meta o resultado.

Como líder del hogar, la empresa, la organización o hasta de la iglesia, es necesario que estés constantemente revisando tus motivaciones. Si te descubres manipulando, tus resultados sean solamente temporales y terminaras con un alto nivel de deserción. Si estás motivando tendrás un crecimiento sólido y lleno de gente productiva y permanentemente agradecida.

Te recomiendo leer mi artículo “Cómo librarse de un manipulador

Benjamín Sánchez es autor del libro Frases y Proverbios para el Éxito. Ha sido editor del periódico El Hispano, profesor universitario y director de la Facultad de Consejería Familiar, así como Fundador de PlenitudTotal.org. Actualmente es conferencista internacional en las áreas de liderazgo, desarrollo personal integral y sanidad del alma.

Muchos líderes nunca han tenido clara la diferencia entre manipulación y motivación. Utilizan el medio necesario para lograr sus objetivos o cumplir sus metas.

La manipulación puede funcionar a corto plazo, pero la motivación es verdaderamente efectiva.

Estas relaciones se dan en el ámbito laboral, así como en las relaciones de padres e hijos, amigos o de pareja.

Ahora les presento las principales diferencias entre la una y la otra:

1.- La motivación se interesa en la persona y la meta u objetivo. La manipulación solo en el cumplimiento de metas y objetivos.

La motivación ocurre cuando se persuade a otro con interés en el beneficio de la otra persona, aunque el beneficio de la otra persona beneficie nuestras metas u objetivos. En esta, siempre se pondrán primero los intereses de las personas. La manipulación es persuadir a otra persona para nuestro propio interés, aunque nuestro interés afecte a las otras personas.

2.- La motivación es alimentada por amor. La manipulación por orgullo.

La motivación siempre será impulsada por el interés en el beneficio de la otra persona. Se preocupa genuinamente por su bienestar o su desarrollo,. La manipulación es impulsada por la necesidad de tenerla bajo control o beneficiarse de su trabajo, o cambio de conducta.

3.- La motivación empodera a la gente. La manipulación la controla.

La motivación alienta, enfatiza en las habilidades, en las fortalezas, con interés genuino en la persona. La manipulación, aunque pudiera utilizar las mismas palabras, pretende hacerles sentir bien para que tomen energía para lograr el propósito del manipulador.

4.- La motivación valora a la persona. La Manipulación la devalúa.

La motivación tiene fines intrínsecos, diciendo con eso que intenta lograr cambios positivos en el interior de la persona. Desarrolla la auto valoración, el amor propio, se interesa en sus emociones. La manipulación, lejos de valorar a la persona, la mantiene pensando que no podrá sola, que en otra parte no logrará sobresalir, que se le tiene en el puesto haciéndole un favor. Todo esto con el propósito de mantenerle a su servicio.

5.- La motivación es liderazgo positivo. La manipulación es liderazgo corrupto.

La motivación siempre logrará buenos resultados permanentes, un ambiente organizacional positivo, una personalidad organizacional positiva que atraerá a muchos a ser parte de la misma. La manipulación modelará la traición, el interés personal, el egoísmo, las fricciones y un ambiente negativo. En esta organización permanecerán aquellos que están dispuestos a dañar o traicionar a cualquiera con tal de lograr sus objetivos.

6.-  La motivación promueve la lealtad. La manipulación promueve el resentimiento.

La motivación logrará que las personas sean conscientes de que el líder busca ayudarles, su bienestar presente y futuro, su desarrollo personal presente y futuro. La manipulación promueve el resentimiento, ya que las personas están conscientes de que están siendo utilizadas, que no hay interés en ellos, sino en los resultados de la empresa. Que se está dispuestos a sacrificarlos antes de sacrificar cualquier meta o resultado.

Como líder del hogar, la empresa, la organización o hasta de la iglesia, es necesario que estés constantemente revisando tus motivaciones. Si te descubres manipulando, tus resultados sean solamente temporales y terminaras con un alto nivel de deserción. Si estás motivando tendrás un crecimiento sólido y lleno de gente productiva y permanentemente agradecida.

Te recomiendo leer mi artículo "Cómo librarse de un manipulador"

Benjamín Sánchez es autor del libro Frases y Proverbios para el Éxito. Ha sido editor del periódico El Hispano, profesor universitario y director de la Facultad de Consejería Familiar, así como Fundador de PlenitudTotal.org. Actualmente es conferencista internacional en las áreas de liderazgo, desarrollo personal integral y sanidad del alma.